Andrew Starykowicz corre la Collins Cup tras cumplir su sanción por dopaje

Todo listo para la disputa este fin de semana de la Collins Cup, el que promete ser el evento más mediático del año (antes de empezar la prueba ya lo ha conseguido). La semana anterior de la prueba se producía un cambio de última hora en USA debido a la lesión de Chris Leiferman, que deja a Starykowicz como miembro del equipo USA. Esta oportunidad le llega en el mismo año en el que se le levanta la sanción por dopaje que le impedía competir desde el 5 de diciembre de 2019 hasta el 1 de enero de 2021. 

Vilanterol es la sustancia que fue detectada en un control realizado al triatleta americano en el IRONMAN de Florida. Tras su retirada en el IM de Hawaii de 2019 le fue diagnosticada una neumonitis viral con bronquitis mucopurulenta, pidiendo así un TUE para usar vilanterol como remedio a la enfermedad. Este TUE fue rechazado por la USADA alegando que existían otros medicamentos para curar la enfermedad que NO estaban prohibidos; ignorando Starykowicz este dictamen y compitiendo bajo los efectos de este medicamento.

Ahora Starykowicz llega a la Collins Cup «de rebote» y se permite el lujo de bromear sobre los controles antidopaje que realiza esta organización, alegando también que otros triatletas puede que no participen a última hora por los resultados de estos: «The Collins Cup ha anunciado pruebas de sangre obligatorias que pueden detectar mucho más que las pruebas de la WADA. Será interesante ver quién mágicamente no puede ir».

 

SI QUIERES ESTAR AL TANTO DE TODAS LAS NOTICIAS Y RECIBIRLAS AL MOMENTO EN TU TELÉFONO MÓVIL… ¡ÚNETE A NUESTRO CANAL DE TELEGRAM!