Sierra Nevada se despide hasta 2021 evitando «entrar en una guerra de fechas y saturar el calendario»

Pese a no llevar una gran cantidad de ediciones a sus espaldas, el Triatlón de Sierra Nevada se ha ganado un gran respeto en el calendario nacional por méritos propios. Debido a la crisis del COVID-19, la organización ha tomado la decisión de suspender la prueba que tenía previsto celebrarse el próximo 19 de julio. Esta prueba era una fija para los amantes de los triatlones «extremos», ya que éste estaba considerado como uno de los más duros del mundo debido a sus circuitos y a la altitud en la que se disputaba.

Según declaraciones recogidas por EFE a la organización; era muy complicado cumplir los plazos de los trámites y gestiones necesarias con la situación actual y no podían garantizar la seguridad de los participantes. También la falta de entrenamiento ante un triatlón de estas características podía provocar muchas lesiones y retiradas ante el gran esfuerzo que exige esta.

NO QUIEREN GUERRAS DE FECHAS

En vez de posponer unas semanas/meses su prueba como otras organizaciones, han decidido suspender su prueba hasta el 2021. Aseguran que no quieren contribuir a una masificación de pruebas (que se va a producir a finales de verano). Asegurar preferir no celebrar la prueba que comenzar una guerra y rivalidad de fechas con otras organizaciones e incluir su prueba en una saturación de calendario.

Foto: Santi Sevilla

 



 

Israel Sharón González Pavón