Judith Corachán, 3ª en IM Nueva Zelanda y pase a Kona 2020

Esta madrugada se celebraba el IRONMAN de Nueva Zelanda, una de las pruebas más míticas de la franquicia y donde tendríamos a una representante PRO en categoría femenina, Judith Corachán, en busca de un slot para el Mundial de Kona de este mismo año.

En los 3800 metros de natación era ya la australiana Teresa Adam la que lideraba la prueba en solitario con Corachán 4ª metida en el grupo perseguidor. Sobre las dos ruedas era donde la triatleta catalana perdía fuelle y, aunque aguantaba la 4ª plaza, se plantaba en la T2 a 22 minutos de la líder pero a tan sólo 4 del podio; lo que invitaba a soñar con las típicas remontadas de esta triatleta en la carrera a pie.

Los pronósticos se cumplieron y Corachán remontaba al 3er puesto sobre el kilómetro 12 de la maratón y, mientras recortaba tiempo en la primera media maratón, tan sólo podía igualarlo en la segunda mitad. Así, Teresa Adam se lleva el triunfo tras liderar esta prueba de principio a fin y con una ventaja muy holgada. Segunda es la estadounidense Meredith Kessler con Judith Corachán tercera.

Un grandísimo resultado el conseguir un podio en una prueba de nivel que la da el slot para el Mundial de Kona 2020, ya que las dos primeras clasificadas ya lo tienen, por lo que la triatleta catalana nos representará en la prueba de mayor nivel del planeta. En la prueba masculina el podio es para Joe Skipper, Mike Philips y Braden Currie.

«No se donde estoy, ha sido muy duro pero creo que me lo merezco. Hoy he luchado muchísimo en toda la carrera y no me creo lo que he hecho. Todavía no me creo lo de Kona, pero me lo merezco. Lo he dado todo hasta el final y durante toda la competición. Estoy muy feliz. Muchas gracias a todas las personas que me han seguido por internet desde casa, a mi familia, amigos y a mi marido Javi. Esto es maravilloso. Tambien, agradecer a todos mis patrocinadores de este año su apoyo. Muchas gracias, nos vamos a Hawaii”, restaba una emocionada Judith al finalizar la competición.