Javier Gómez Noya y Pablo Dapena vuelven a entrenar en piscina

El COVID-19 comienza a dar respiros a nuestros triatletas profesionales. Tras la liberación hace 8 días para poder hacerlo en la calle, algunos privilegiados ya pueden también entrenar en piscina. Hasta ahora la natación en aguas abiertas era la única opción para estos; pero las temperaturas y algunos tipos de entrenamientos no acompañan para hacerlo, por lo que las piscinas son básicas para cualquier triatleta.

Javier Gómez Noya y Pablo Dapena han sido los primeros en poder volver a deslizarse entre el cloro casi 2 meses después; desde el 14 de marzo que se ordenara el cierre de toda instalación deportiva. «No tenía demasiado interés en ver el crono pero lo primero que hizo Noya al llegar a la piscina fue encenderlo, asi que…», bromea Dapena tras su vuelta a la piscina con el Capitán.

Costará volver a encontrar esas sensaciones del primer trimestre del año, cuestión de tiempo… «¿Sensaciones? Sub 1.20 rozando el palo del 1.15 el 100».

Foto: Pablo Dapena.