Faris Al-Sultán, entrada prohibida en Kona 2019

El que fuera campeón del mundo Ironman en 2005 y bronce en 2004 y 2006, se lleva un mal sabor de boca del lugar que le vio conseguir sus mejores hazañas como triatleta. A sus 41 años y totalmente retirado del Triatlón, sigue muy vinculado, siendo el entrenador del dos veces campeón del mundo Patrick Lange, así como puestos de seleccionados en la federación alemana de Triatlón.

La sorpresa se la llevó cuando iba a viajar al Mundial de Kona para acompañar a su pupilo Patrick Lange en la lucha por el tercer mundial consecutivo. A la hora de renovar su visado estadounidense (ya que su duración es de 10 años y este 2019 le tocaba renovación), las autoridades de USA le han comunicado que le denegaban dicho visado por «tener un apellido árabe», siendo motivo de veto actualmente. Aunque de ascendencia árabe, Al Sultán nació en Munich y cuenta con nacionalidad alemana; y pese a esto, el origen de su nombre y apellido es motivo suficiente para prohibirle la entrada en cualquier país que pertenezca a Estados Unidos. Así ha informado el medio alemán Tri-Mag.