En peligro la celebración del mítico Ironman de Lanzarote

Una de las pruebas más emblemáticas del Mundo está ahora en la cuerda floja. El pasado sábado se disputó el Triatlón Tri122, prueba que ha abierto este debate debido a un fallo en la regulación del tráfico por parte de los voluntarios. La DGT se ha pronunciado aclarando que “las pruebas deportivas se disputarán con el tráfico completamente cerrado a los usuarios ajenos a dicha prueba”. Dicha normativa ya estaba en vigor, pero, debido a este contratiempo sufrido el pasado sábado, ha vuelto a reiterar la DGT la obligatoriedad de cumplir dicha norma.

Es decir, durante toda la celebración del Ironman las carreteras tendrían que quedar 100% cortadas al tráfico de vehículos y personas. Este es el motivo por el que se ve peligrar la celebración del Ironman, ya que la prueba discurre por las calles y carreteras más importantes de la isla, y en el mes de mayo, lo que produciría un colapso total.

Se calcula que son más de 8 horas lo que las principales carreteras tendrían que estar cortadas al tráfico, y durante las horas más importantes del día. La organización y la DGT tendrán la última palabra.