Australia se lleva el oro en la prueba de relevos mixtos de Los Juegos de la Commonwealth

Australia se hizo con la medalla de oro en la prueba de relevos mixtos de los Juegos de la Commonwealth 2018. Gillian Backhouse, Matthew Hauser, Ashleigh Gentle y Jacob Birthwhistle revalidaron su título del pasado año, con el equipo de Inglaterra terminando en segundo lugar y Nueva Zelanda obteniendo la medalla de bronce.

El equipo Australia hizo un solo cambio con respecto al equipo ganador del campeonato mundial el año pasado, con Backhouse reemplazando a Charlotte McShane, y los medallistas de bronce de Glasgow 2014 demostraron ser superiores a Inglaterra, que defendía su título de Glasgow 2014.

La primera posta fue la que estableció el ritmo en la calurosa y soleada tarde. Backhouse y Vicky Holland abrieron una brecha que resultó ser decisiva, y ambas rodaron juntas sobre la bicicleta y el segmento de carrera a pie. En un sprint furioso, ambos atletas etiquetaron a Matt Hauser y Jonny Brownlee con solo una diferencia de cinco segundos.

Detrás de ellos, la joven neozelandesa Nicole Van der Kaay salió con Non Stanford y Joanna Brown en un pequeño grupo que siguió presionando para tratar de mantenerse cerca de los líderes. Para sorpresa de todos, el equipo sudafricano fue empujado a la última posición cuando Simone Ackermann tuvo calambres que la dejaron tres minutos y medio atrás del resto de los equipos. Fue entonces cuando los sudafricanos trataron de remontar , cosa que hicieron, a pesar de que terminaron en el último lugar, a pesar de los esfuerzos de Henri Schoeman, Gillian Sanders y Richard Murray.

Con Hauser logrando mantenerse al frente con el joven Brownlee, fue la tercera etapa la que colocó el oro a favor de la nación anfitriona.

Jessica Learmonth salió del agua 15 segundos antes que Ashleigh Gentle pero, después de que la australiana cerrara la brecha en la bicicleta, un tropezón de Learmonth al entrar en la segunda transición la dio a Gentle el tiempo que necesitaba para escaparse en la carrera a pie.

Luego entregó el relevo a Birthwhistle con una ventaja de 39 segundos sobre Alistair Brownlee, y este finalmente aumentó la ventaja a 52 segundos. Alistair Brownlee intentó seguirlo y recortarle tiempo, pero los esfuerzos del australiano dieron sus frutos, con el equipo local cruzando la línea de meta primero seguido por los ingleses.

En la batalla por el tercer puesto, Ryan Sissons hizo una de las transiciones más rápidas para escaparse, y le dio a su compañera de equipo Andrea Hewitt un margen sobre Canadá. Hewitt fue perseguida por Desirae Ridenour en el segmento de ciclismo, pero comenzó la carrera con una ventaja de siete segundos sobre los canadienses, los mismos segundos que el último miembro del equipo, Taylor Reid, logró mantener hasta que cruzó la línea de meta en tercera lugar.

Las posiciones restantes fueron ocupadas por Canadá, Bermuda, Gales, Escocia y Sudáfrica.